Saltar al contenido
PLANTAS EXOTICAS

Lirio

Es una flor exótica, también conocida como Azucenas, existen en el mundo alrededor de 110 especies. Es una planta que puede vivir más de dos años y puede llegar a medir un metro de alto, poseen tallos frondosos forman bulbos subterráneos en donde guardan sus nutrientes para sobrevivir en invierno.

Tipos de Lirios

Como ya mencionamos hay más de cien especies diferentes de Lirios, por lo tanto hay una gran variedad de tipos, suelen tener colores, tamaños y formas muy llamativas por lo cual son muy deseados para jardines o para el interior de las casas. Entre los tipos de lirios más comunes están:

  • Jouney’s End, de flores rosas grandes y moteadas de blanco.
  • Medeoloides, pintas naranjas y tallos cortos.
  • Especiosum var. Rubrum, de flores curvadas y puntos rojos.
  • Martagon, o martagón, sus flores son moteadas de color rosa oscuro.
  • Star Gazer, de flores rojas grandes y tallo largo.
  • Sterling Star, de color y arqueadas hacia arriba.

Nombre científico

Lilium perteneciente a la familia de las Liliáceas, del orden de las Liliales. Son plantas con gran adaptabilidad climática, se mantiene su flor abierta durante verano y otoño y se cierran en invierno, temporada durante la cual pierden su follaje.

Características comunes de los Lirios

  • Es una flor muy aromática, por lo cual es común encontrar perfumes con su esencia o en adornos florales para ambientar los hogares.
  • Algunas miden algunos centímetros y otras pueden llegar a medir un metro.
  • Las hay en diferentes colores.
  • Sus hojas pueden poseer diferentes formas.
  • El color más común entre las flores es el morado.
  • Se reproducen con facilidad.
  • Sus patrones de germinación a través de semillas son diferentes, también los condiciona el tipo de hábitat y el clima.

¿Cuál es el hábitat y en qué países se encuentran?

Esta flor tiene su hábitat natural en  las zonas montañosas o boscosas, pero también se adaptan a los pantanos y a climas diversos. Son comunes encontrarlas en gran parte de Europa y países como Japón, India, Filipinas, Canadá y Estados Unidos.

¿Cuál es la maceta adecuada para plantar y cómo hacerlo?

El Lirio comparada con otras plantas no es compleja a la hora de plantarla, si no tienes jardín o vives en un lugar de clima muy frío. Necesitas una maceta con agujeros por donde pueda salir el agua y no se vaya a mantener más cantidad de la necesaria.

Elige una cuyo tamaño sea de unas 12 pulgadas en el caso de tratarse de una especie de lirios grandes, si no puedes usar una entre 6 o 8 pulgadas. Una vez la tengas podrás proceder a plantarla, para ello necesitarás abono y podrás enterrar el bulbo, a una profundidad de unos 10 centímetros.

Cómo regar

El riego luego de su plantación debe ser constante, pero sin exagerar en la cantidad de agua, cuando veas que comienza a florecer podrás disminuir la cantidad de riego.

Deberás tener en cuenta elementos como el clima, por ejemplo, si es más cálido o si el ambiente es seco deberás hacer el riego con mayor frecuencia. Si no estás seguro si la planta necesita agua, una forma de saberlo es palpando si la tierra está húmeda o seca.

¿Cómo cuidarlos y cultivarlos?

Realmente los cuidados que requieren los Lirios son muy básicos, sin embargo es necesario tenerlos en cuenta. Desde el momento de su plantación se debe velar por evitar que crezcan a su alrededor “malas hierbas”, hay que cuidar especialmente sus raíces.

Las hojas de sus tallos solo deben ser cortadas cuando se ven amarillentas o en algún otro tipo de mal estado. Durante el invierno, es la época en la que el rizoma y la planta están más vulnerables, deberás protegerlas, si la temperatura no son muy bajas puedes usar un manto fino con ramas de pino.

Por otra parte, debes cultivarlas en buen abono para mantener las raíces frescas y usar  fertilizantes de uso general bajos en nitrógenos. Ya que son plantas que se mantienen y almacenan nutrientes, es importante que las alimentes con ellos, puedes usar nutrientes a base de huesos y superfosfato.

¿Cómo es la reproducción del Lirio?

Son plantas que se reproducen de forma muy rápida, lo hacen de dos formas: sexual, es cuando el polen es transferido al estigma de la flor de las antenas de otra especie; la otra es la reproducción asexualmente o vegetativa, que es cuando sus bulbos se dividen o las bombillas retoñan estando retiradas de la madre.